sábado, 1 de noviembre de 2008

Ricardo Peralta: "Las personas discapacitadas nos tenéis que decir qué hacer para conseguir una sociedad de todos"


Entrevista a Ricardo Peralta, Delegado del Gobierno en la Comunidad Valenciana, para Sort, la revista interna de la ONCE en la Comunidad Valenciana.


Ricardo Peralta, Delegado del Gobierno en la Comunidad Valenciana, habla con un tono de voz cálido y sosegado. Sus palabras son firmes, pero respetuosas, hasta cuando se lamenta y critica algunas acciones del Consell.
Al llegar nos reitera una y otra vez que el Palacio del Temple es “nuestra casa” y se alegra, y a la vez se disculpa, de que hayamos sido el primer colectivo de discapacitados en visitarle desde su toma de posesión.

Pregunta: Desde su elección en mayo y con las supuestas buenas expectativas de una legislatura menos crispada que la anterior entre PP y PSOE, ¿ha notado una mejora en las relaciones entre Gobierno central y Generalitat?
Respuesta:
Creo que se ha producido un cambio significativo a nivel estatal que aún no se ha trasladado a la Comunidad Valenciana, porque aquí la confrontación está planteada desde nuestro ámbito: seguridad ciudadana, agua, financiación… Sin embargo, creo que tarde o temprano se trasladará ese cambio de escenario político también a nuestra Comunidad, entre otras cosas porque estamos llevando a cabo reformas muy significativas en campos como la seguridad ciudadana, con 1.300 nuevos agentes de los cuerpos del estado o toda una serie de infraestructuras que nos permitirán cubrir nuestras necesidades hídricas con nuestros propios medios, sin depender de la climatología u otras comunidades. Desde el día de mi toma de posesión manifesté mi compromiso inmodificable por el respeto, el diálogo y la colaboración con la Generalitat y lo mantengo a día de hoy.

P: Usted se ha preocupado mucho por informar de las inversiones del Gobierno central en la Comunidad, ¿ha notado si este mensaje ha llegado a los valencianos?
R:
No sé con certeza si es así o no, yo tengo clara mi obligación: explicar lo que hace el Gobierno. No se trata de hacer propaganda, ni publicidad, sino de que los ciudadanos tengan su derecho de saber lo que hace el gobierno que eligieron. Otros gobiernos, en lugar de criticarnos, deberían dar cuenta de sus actuaciones también.

P: Pese a que hace unos días el Consell anunció la creación de una Dirección General de la Dependencia para agilizar la aplicación de la Ley de la Dependencia en la Comunidad Valenciana, ¿cómo se van a asegurar desde la Delegación del Gobierno de que por fin esa ley se aplica eficazmente y por igual en toda la Comunidad?
R:
Tenemos dos medios. Primero, cumplir lo que a nosotros nos toca y lo que estamos haciendo: transferir periódicamente y regularmente los fondos que se destinan a la financiación de los niveles previstos en la Ley. Segundo, seguir de cerca la realidad y cuando algo no nos guste manifestar nuestra opinión. En este caso, nos preocupa mucho lo que nos parece un retraso injustificado en la aplicación de la Ley de la Dependencia. Ahora parece que el Consell quiere cambiar las cosas, de modo que, aunque tarde, bienvenido sea. Deseamos que ya no haya más retraso porque estamos hablando de las personas más necesitadas. Una sociedad que tiene a gala hablar de que es un estado democrático y social, y de que la solidaridad es uno de sus valores máximos ha de traducirlo en una realidad concreta. Esto no tiene que ser puro formulismo verbal, sino hacerse realidad. Estamos consiguiendo que las cosas cambien, desgraciadamente tarde. Tenemos que seguir haciendo un esfuerzo todos por que siga cambiando. Lamentablemente, por ahora, las personas más necesitadas son las que más esfuerzo están haciendo.

P: ¿Qué opinión le merece la ONCE?
R:
Creo que la ONCE ha sido un modelo de eficiencia en la utilización de los recursos que le cedió el estado al permitir realizar sus sorteos. Con éstos se ha conseguido cambiar radicalmente la situación marginal de los ciegos en nuestra sociedad, hacia una aún no aceptable, pero sí positiva integración que podemos ver en la actualidad.

P: ¿Cómo piensa actuar la Delegación del Gobierno contra la venta de rifas ilegales que perjudican directamente a la ONCE?
R:
Toda rifa ilegal es una estafa, al estado por no pagar impuestos y a los ciudadanos a los que se engaña. Desde la Delegación del Gobierno, los cuerpos y fuerzas de seguridad del estado y los servicios fiscales del estado hay, ha habido y habrá un seguimiento constante para que ese tipo de actuaciones cesen en un corto plazo. Seguimiento aún más justificado cuando los juegos legalizados tienen un claro sentido social como son los de la ONCE.

P: Usted como representante del Gobierno en la Comunidad Valencia, ¿cómo cree que se podría evitar que el aumento del paro por la crisis económica afecte especialmente a la inserción laboral de personas con discapacidad?
R:
Consiguiendo que las empresas cumplan con sus obligaciones en esa materia, porque es una legislación que está ahí, tiene pleno sentido y hay que cumplir, y yo quiero trabajar por que así sea. La Ley de Integración Social del Minusválido es de 1982, ha cumplido su papel, pero también ha sido bastante ignorada, porque hay dificultades sociales serias. Estoy convencido de que los minusválidos pueden trabajar perfectamente en la sociedad, pero tenemos que conseguir que la sociedad entienda eso y hemos de dotar a las personas con minusvalía de los mecanismos formativos necesarios para que desempeñen su trabajo con profesionalidad, de tal manera que por una vía o por otra no sean los primeros paganos de la crisis.

P: ¿Cree que habría que renovar esa ley?
R:
Posiblemente. Habría que llevar a cabo un balance de la ley, porque ha cambiado mucho la sociedad en estos años, así como las políticas sociales del estado: hay una seguridad social más fuerte, Ley de la Dependencia y Ley de la Igualdad, es decir, todo un conjunto de medidas sociales que antes eran impensables. Este es un tema que me preocupa y en el que me gustaría avanzar. Sois vosotros [los discapacitados] los que debéis realizar ese balance de la ley, escuchando también a empresarios, sindicatos y administraciones públicas. Las personas con minusvalía sois las que nos podéis decir la cantidad de cosas que tenemos que hacer para conseguir una sociedad de todos, porque sois los que conocéis y sufrís la realidad.

No hay comentarios: